Comuna 12

"Me cambió la vida": la comunera Karina Murúa relata su lucha contra el coronavirus

La Comuna 12 registró hasta el momento 328 casos de coronavirus. Uno de ellos, corresponde a una de las representantes vecinales en la Junta Comunal. Se trata de Karina Murúa, quien asumió como comunera en diciembre pasado representando al Frente de Todos, y cuenta con una activa militancia en la zona de Saavedra y Coghlan.

 

La dirigente política, de 49 años, estuvo 13 días internada padeciendo un cuadro complejo: al mismo tiempo, sufrió de una neumonía biletaral, y fue portadora del temido coronavirus. Tras una extensa lucha, pudo vencer ambas enfermedades, que le requirieron mantenerse en un reposo total de 22 días. Este 24 de junio, primer día con el alta médica, detalló su historia ante este periódico.

 

"El 29 de mayo mantuve una reunión en Barracas con compañeros y funcionarios para resolver algunas cuestiones. El 2 de junio, comencé a sentirme distinta, muy cansada y caída, algo muy raro porque siempre fui muy activa y de hacer cosas. Por eso, decidí auto-aislarme, y quedarme sola en mi cuarto sin contactos. Al mismo tiempo, me confirmaron que 2 de los miembros de aquel encuentro habían dado positivo de COVID-19. Por varios días, mis hijos solo me traían la comida o algo urgente, pero no compartíamos nada. No tenía fiebre alta, pero sí dolor muscular, cansancio, y me apareció una tos cada vez más frecuente", relata.

 

Murúa contactó primero a médicos de una institución de Vicente López, donde le sugirieron que podía ser una gripe. Pero el lunes 8 de junio, decidió hacer consulta virtual con su obra social. Relatados los síntomas, el doctor a cargo decidió aplicar el protocolo para sospechas de coronavirus.

 

murua

 

Por eso, la derivaron a la clínica Anchorena de San Martín. "Llegué con insuficiencia respiratoria. Ahí me descubrieron un bloqueo cardíaco y una neumonía bilateral. Las primeras 72 horas fueron muy duras, realmente me sentía mal. Nunca me pusieron respirador, pero se llegó a barajar la posibilidad, me contaron los médicos", agrega la dirigente peronista. En tres oportunidades, se le hizo el hisopado de COVID-19. Todos dieron negativos. Hasta que el 18 de este mes tuvo el resultado de la prueba serológica. La misma mostró compatibilidades con dicho virus, por lo que efectivamente había cursado la enfermedad.

 

"Nadie podía entenderlo. Luego concluímos que la mejor decisión había sido aislarme cuando me empecé a sentir mal. Porque la incubación la cursé ahí y eso explica que por suerte, no contagié a nadie, ni a mis hijos, ni a compañeros de nuestro comedor ("Construyendo Sueños", en Coghlan). Esto muestra también lo desconcido de este virus. Podés ser asintomática y que el test te dé positivo. O tener los síntomas, como yo, que el test te de negativo y luego te enteres que lo tuviste por la serología. Es incontrolable", reseña Karina Murúa.

 

Ya finalizado el reposo, y con el alta en mano, la comunera hace un balance. "La despedida de mis hijos fue durísima, sin poder saludarlos. Lo pude hacer recién hoy. Tuve mucho miedo de no volver. Escucho ahora audios de esos días que había mandado y tomo conciencia de lo mal que estaba", narra con crudeza. 

 

A la hora de los agradecimientos, Murúa coloca al personal médico que la atendió. "Hay un enorme protocolo detrás, realmente es inmenso el trabajo que hacen y hay que tratarlos más", cuenta, al tiempo en que no olvida al Dr. Gabriel Sanchez Comunero. También a sus colegas de la Junta Comunal ("desde mi compañero Pablo Ortíz Maldonado, hasta el presidente Gabriel Borges y el resto, todos estuvieron a disposición. En estos temas se logra traspasar cualquier diferencia política", detalla). 

 

En las palabras de la funcionaria, también tienen lugar las referentes de su espacio político "Nuevo Espacio de Participación" ("fueron los primeros en enterarse, y me ayudaron con el tralsado"), así como los y las vecinas de Saavedra que le escribieron constantemente, sumada a su familia. "Esto me cambió la vida, hay un antes y un después", dice.

 

Este medio supo esta información hace varios días, pero se respetó la decisión de Murúa, quien evitó darle amplia difusión a su estado de salud para no generar pánico. Ahora promete donar sus plaquetas apenas se encuentre en condicones de hacerlo. Y cierra con un mensaje, dice, como vecina más que como miembro de la Junta Comunal: "Algunos piensan que esto se pasa fácil, pero no. Por favor quédense en casa, nadie es omnipotente".

 

Pin It

Derechos

Se autoriza la la reproducción parcial/total de los contenidos siempre citando la fuente Reg. Prop. Intelectual N° 5239607 / Ley 11.723

Nosotros

Director: Gustavo Carpinella
José Cubas 3240 CABA
Teléfono de contacto: 15-4940-9872
info@lacomuna12.com.ar

Staff